Archivo de la etiqueta: Modelos de negocio

Tribulaciones y vericuetos para atender el noble arte de prestar libros electrónicos en bibliotecas

24810711845_4841abdc3e_b_d

VER PRESENTACIÓN EN PREZI

Julio Alonso Arévalo. “De los vericuetos y tribulaciones para atender el difícil arte de prestar libros electrónicos en bibliotecas”. Ponente: Julio Alonso Arévalo. Jornadas Profesionales. TRANSFERENCIAS: Archivos y Bibliotecas. Se celebrarán en Cuenca, 3 al 5 de Octubre de 2014 Boletín de la ANABAD, n. 3  julio-sept, 2015
Ir a la Boletín de la ANABAD

Nuevos modelos de negocio en la era digital

Nuevos modelos de negocio en la era digital.  [ e-Book] Madrid, Dosdoce, 2014.

Texto completo

El objetivo del estudio “Nuevos modelos de negocio en la era digital”, elaborado por el equipo de Dosdoce.com con el patrocinio de CEDRO, es mostrar a los profesionales del mundo del libro -ya sean editores, agentes, autores, libreros o bibliotecarios- un amplio análisis sobre los modelos de negocio existentes en Internet para que puedan determinar las oportunidades de negocio y los beneficios derivados de cada uno de ellos.

Modelos de suscripción de distribución de libros electrónicos

Digital Books and the New Subscription Economy: The book industry’s first research into subscription models of distributing digital content. BISG, 2014

Ver en BISG

Una cosa más que añaden las plataformas son los sistemas de préstamo no relacionados con BIBLIOTECAS, es decir entidades privadas que a cambio de una suscripción prestan sus libros. Se trataría de un servicio similar al exitoso NETFLIX una plataforma de préstamo más de 100.000 películas de video que los abonados pueden elegir y ver en cualquier momento a cambio de 7 dólares al mes. Esta plataforma tiene ya más de 25 millones de suscriptores en Estados Unidos.

Primera investigación de la industria del libro sobre los modelos de suscripción de la distribución de contenidos digitales. Cuyo antecedente inmediato es que un estudio de 2014, en el que BISG THA Consulting trabaja con Publishing Communications Group (PCG), una división de editores centrada en tecnología, para llevar a cabo un estudio de investigación con el fin de identificar los distintos modelos de negocio empleados por los servicios de suscripción de libros electrónicos en Estados Unidos. El estudio consistió en una extensa investigación de antecedentes, entrevistas con las principales partes interesadas, y una encuesta de toda la industria.

Dado el éxito de los servicios de suscripción en las industrias de cine, televisión y música, se ha preguntado a las las editoriales sobre cómo y cuándo estos servicios se aplicarán a la distribución de libros en una encuesta reciente a los miembros BISG, con el objetivo de identificado modelos de suscripción como la próxima tecnología distruptiva de la industria.

Este proyecto de investigación analizó cómo los productores de contenidos y otros agentes en la cadena de valor de la publicación están reaccionando ante las nuevas fuerzas en el mercado, y proporciona información oportuna y relevante para ayudar a responder preguntas tales como:

  • ¿Habrá un “NETFLIX de los libros electrónicos”?
  • ¿Quiénes son los principales actores de suscripción de contenidos digitales? ¿Cuáles son los distintos modelos de negocio?
  • ¿Cómo han funcionado los servicios de suscripción a través de diferentes segmentos de mercado (profesional, académico, educación superior, comercio)?
  • ¿Cuáles son las actitudes de los agentes, editores, bibliotecarios y otros hacia la suscripción de libros digitales? ¿Qué factores motivan o disuadiran a participar?

Los resultados de esta investigación están disponibles en un PDF que se puede adquirir en BISG .Haz clic aquí para ver la tabla de contenidos.

Libros electrónicos y bibliotecas: Una perspectiva económica

Besen, S. M. and S. N. Kirby (2012). [e-Book]  E-books and Libraries: An Economic Perspective, American Library Association.

Texto completo

En este trabajo, ofrece un análisis económico de la situación actual en la que las bibliotecas adquieren libros electrónicos (e-books) y algunas ideas sobre el futuro. Sin embargo, debemos destacar que, debido a que el uso de los libros electrónicos está evolucionando tan rápidamente, las predicciones deben ser tratadas como sujetos a una gran incertidumbre. Por otra parte, cabe señalar que los factores tales como la equidad social, el bienestar de la comunidad, y la libertad intelectual están necesariamente fuera del alcance del documento. La Asociación de Editores de Estados Unidos  informó que las ventas de libros electrónicos, crecieron más de un 210% entre 2010 y 2011. Al mismo tiempo, la disponibilidad de libros electrónicos a través de las bibliotecas públicas también se está expandiendo. Alrededor de dos tercios de las bibliotecas públicas (67,2%) ofrececian libros electrónicos en 2011, frente al 55,4% en 2009 y 38,3% en 2007. El importante crecimiento del uso de los libros electrónicos está cambiando radicalmente las relaciones entre las bibliotecas con los editores y distribuidores, por un lado, y las bibliotecas y sus usuarios, por la otro. Aunque el efecto total de la transición del papel a los ebooks probablemente no se sentirá hasta dentro de varios años, las bibliotecas públicas se encuentran inmersas en una etapa de  transición hacia el futuro. Este documento ofrece un análisis económico preliminar de cómo los editores proporcionan los contenidos digitales a las bibliotecas, centrándose principalmente en el valor que las bibliotecas dan al acceso a los libros electrónicos, y cómo esto se esto ve afectado por las diversas restricciones que las editoriales ponen sobre el acceso y uso. Sin embargo, los editores están empezando a adaptarse al nuevo entorno, y aparecen dudas sobre cómo adaptar. En el documento se considera no sólo el comportamiento de los editores que actualmente están en el mercado, sino también posibles “modelos” de la relación biblioteca-editor que puede llegar a existir en el futuro.

Algunas reflexiones sobre el préstamo de libros electrónicos en bibliotecas


bibliotecas-ebooks-644x362

La revolución electrónica ha llegado de forma rápida a través de la adopción de dispositivos de lectura electrónica. Según el informe de Library Journal, las bibliotecas, tanto públicas como universitarias, tienen previsto incrementar considerablemente sus presupuestos destinados a la compra de contenidos digitales. Las bibliotecas públicas están invirtiendo actualmente un 4% de su presupuesto en la compra de libros electrónicos, esta cifra se va a quintuplicar en los próximos 5 años llegando en 2017 al 20% del presupuesto que será destinado a la compra de e-books. En el caso de las bibliotecas universitarias la cifra se duplicará desde el 30% que se destinó en 2012 al 60% que se destinará a la adquisición de libros electrónicos en 2017. Ese cambio en la asignación presupuestaria en recursos, en un momento en que los presupuestos son restrictivos, tendrá un resultado sorprendente: la circulación de materiales impresos disminuirá, también porque las bibliotecas van a ofrecer menos materiales impresos, y a su vez acelerará el desplazamiento hacia otros recursos en formato digital.

biblioteca-digital

El cambio es factible, aunque obliga  a las bibliotecas a repensar y adaptar el sistema. Parece claro que las bibliotecas pierden parte del control de algunas de sus tareas tradicionales ya que muchos de los servicios ofrecidos por parte de los distribuidores, basados en sistemas de adquisición integral y directa, imponen una serie de importantes restricciones sobre el modelo analógico.

Por su parte, los editores que enseguida articularon sistemas de venta on line para los clientes particulares, no tuvieron la misma agilidad para elaborar modelos adecuados para bibliotecas, temerosos de que estos podrían perjudicar sus modelos de negocio. Sin embargo, los estudios desarrollados hasta la fecha por parte de agencias como Pew Research ponen de manifiesto que la bibliotecas son un punto importante de comercialización y visibilidad del libro, y que precisamente son los usuarios de bibliotecas los lectores más intensivos, quienes más libros leen y quienes más libros compran.

Hay muchos jugadores en el entorno de la edición interesados en el libro digital y muchos temas aún pendientes de resolver, especialmente en el ámbito de las bibliotecas. En este contexto, los proveedores de libros electrónicos tratan de encontrar modelos de compra que sean atractivos para las bibliotecas intentando a la vez proteger los contenidos de la piratería y así generar, o al menos proteger, su fuente de  ingresos. Como resultado, hay una gran variedad de opciones disponibles para aquellas bibliotecas que deseen crear colecciones de libros electrónicos a través de plataformas de préstamo digital. Sin embargo esta amplia variedad de modelos también crea un entramado complejo para la gestión por para las bibliotecas. A este respecto nos preguntamos: ¿Cual es la particularidad del mercado del libro electrónico frente al de otros recursos digitales para no haber podido definir aún un modelo de negocio para bibliotecas tan eficiente como el desarrollado para las revistas electrónicas y bases de datos?

Según un importante estudio llevado a cabo por JISC (Joint Information Systems Committee) sobre más de 40.000 estudiantes e investigadores del Reino Unido, contrariamente a lo que ocurre en el caso del libro de ficción, el usuario de las bibliotecas universitarias considera que debe ser fundamentalmente la propia institución quien les proporcione los materiales que necesitan. Si tomamos esta premisa como válida, en el caso la edición científica no vale como argumento el conflicto con el mercado público, de hecho todos los intentos de negocios orientados al usuario final en este ámbito han fracasado. Entonces,  ¿Por qué no sé da una mayor fluidez en este nicho de mercado?

Las bibliotecas desean tener la misma autonomía en el mundo digital que en el mundo físico en términos de su política de compras, basada en un modelo que posibilite escoger directamente título a título del catálogo del editor, lo que les permitiría seleccionar los títulos de mayor interés para sus usuarios para disponer de ellos a perpetuidad, como sucedía hasta ahora con el libro impreso. ¿Qué impide la concreción de un modelo cercano a esta propuesta?

Recientemente la Federación Europea de Asociaciones de Bibliotecas, Información y Documentación (EBLIDA) ha redactado un documento que apuesta por garantizar el libre acceso a la información, la educación, la cultura, el ocio y los contenidos; considerando que la llegada del libro digital ha llevado a que la política de desarrollo de la colección puede ser decidida por el editor y no por la biblioteca. Por lo que propone que se negocien “Modelos de Licencia Equitativos” y que todos los títulos de libros electrónicos que estén disponibles para la venta al público también lo deben estar para su adquisición y acceso por parte de las bibliotecas al mismo tiempo que salen al mercado y en todos los formatos compatibles.

Algunas bibliotecas de Estados Unidos ya han tomado la iniciativa en el desarrollo de plataformas de préstamo digital. El Consorcio de Bibliotecas del Condado de Douglas, en Colorado, han eliminado por completo el rol del distribuidor mediante la implementación de un modelo que negocia los acuerdos directamente con los editores para proveerse de libros electrónicos, y ha creado unhost que no le hace depender de ningún proveedor de alojamiento de terceros. Ejemplo que ha sido seguido por las bibliotecas del Estado de Massachusetts. Por otro lado, las bibliotecas del Estado de Kansas querían cambiar de proveedor, manteniendo los libros de los que habían comprado el derecho de acceso a perpetuidad a Overdrive. Esta última consideró que los derechos estaban vinculados al hecho de seguir utilizando la plataforma. Sin embargo los tribunales consideraron factible el derecho a migrar los contenidos de los derechos digitales obtenidos a otra plataforma. La respuesta de Overdrive fue potenciar aún más las condiciones de vinculación entre plataforma y contenidos. Afortunadamente un aspecto interesante en este sentido es que las plataformas españolas son abiertas, de forma que permiten a la biblioteca configurar su colección para el préstamo digital, independientemente del proveedor y distribuidor del contenido.

Como recuerdan los editores, es bien cierto que los libros electrónicos ofrecen muchas ventajas sobre los libros impresos y tienen un enorme potencial para cambiar la forma en que interactuamos con los medios de comunicación. Estas ventajas, sin embargo, vienen acompañadas de una serie de desafíos e incertidumbres. La transición digital también ha agravado la capacidad de las bibliotecas para recopilar, organizar, mantener y facilitar el acceso a la información y recursos. Algunas bibliotecas públicas han expresado su frustración con los retos asociados al acceso limitado a los libros electrónicos de alta demanda, difíciles de negociar en los términos establecidos por las licencia ofrecidas por los vendedores de libros electrónicos.

En conclusión, por un lado la industria editorial considera que el atractivo del libro electrónico en las bibliotecas impacta directamente sobre el mercado del libro, y puede dañar su modelo de negocio; así mismo, también existe una evidente insatisfacción de las bibliotecas con la oferta y condiciones de uso y acceso establecidas casi unilateralmente por parte de los editores, existiendo el riesgo de que que pueda darse un hecho inédito hasta ahora: que la lectura pública quede excluida del mercado editorial y que las bibliotecas no puedan poner a disposición de los usuarios muchos de los títulos que si lo están en el mercado para el resto de clientes.

¿Es posible llegar a acuerdos satisfactorios para unos y otros?

Como funciona OverDrive: Plataforma de préstamo digital en Bibliotecas

 

Ver presentación en PREZI

Emacs!

Ver presentación en PREZI

Las bibliotecas de Estados Unidos están siendo uno de los principales motores de impulso del libros electrónicos en la sociedad estadounidense. La plataforma de préstamo de libros electrónicos OverDrive empresa fundada en 1986 por Steve Potash y con sede en Cleveland, Ohio,  es la de mayor aceptación en Estados Unidos, actualmente está presente en más de 22.000 bibliotecas públicas y escolares.  OverDrive ofrece un catálogo de más de 1 millón de libros electrónicos y audiolibros de más de 1000 editores disponibles en bibliotecas para todo tipo de equipos y dispositivos, incluyendo iPhone ®, iPad ®, ® Nook, teléfonos Android ™ Tablets, y Kindle ® (sólo en EE.UU.).  Para encontrar una biblioteca cercana que oferte libros de OverDrive los usuarios disponen de la geoaplicación OverDrive Search [] [] que permite buscar títulos disponibles, por autores y materias en las bibliotecas más próximas.

Estadísticas clave:

• 192 000 000 sesiones de visitantes registrados, un 93 por ciento más que en 2011

• 2,7 mil millones páginas del catálogo de libros vistas, un 65 por ciento más que el año precedente.

•  El muestreo ha subido más de un 500 por ciento, con un aumento significativo después de la publicación del muestreo en septiembre 2012

•  Catálogo de OverDrive ahora incluye 1 millón de títulos eBook, audiolibro, música y vídeo en 65 idiomas, se incrementaron en 300.000 títulos adicionales los disponibles en 2012

• Las visitas desde dispositivos móviles aumentaron un 47 por ciento.

•  Se produjeron 16 millones de descargas de la aplicación OverDrive Media Console disponible para iOS y Abdroid en 2012

• En 2012 se prestaron 72 millones títulos  de libros  digitales, cuatro veces más que en el año 2011 que se prestaron 16 millones de libros electrónicos.

Actualmente OverDrive esta mejorando su plataforma con un catálogo de servicios de nueva generación [] , que de momento está en fase de pruebas a través de un proyecto piloto en 35 bibliotecas publicas.  Puedes visitar los catálogos de Los Angeles Public Library [] o de la Brooklyn Public Library [] . Los sitios web de OverDrive de nueva generación racionalizan la experiencia de usuario con Checkout One-Step ™, un potente motor de búsqueda, y el nuevo formato HTML5 que potencia el acceso instantáneo a tecnología eBook de OverDrive Read [] el nuevo sistema una experiencia de lectura electrónica basada en el navegador en streaming, lo que permitirá el acceso a través de las las aplicaciones de OverDrive Media Console.

XeBook® – Xercode : Plataforma Libros electrónicos en bibliotecas

Emacs!

Planeta Biblioteca 09/05/2013

OIR o DESCARGAR en IVOOX

Ir a descargar

Ha visitado nuestro programa Miguel Angel Calvo Lázaro, director ejecutivo de Xercode, una de las plataformas española dedicada a gestionar y adaptar software libre a proyectos bibliotecarios. Xercode es la empresa que ha desarrollado la plataforma CIELO de préstamo de libros electrónicos en la Biblioteca de la Universidad de Salamanca, a partir de su proyecto XeBook. Miguel nos ha hablado de los servicios que ofrece Xercode a las bibliotecas, de su modelo de negocio para el préstamo de libros electrónicos, y de sus desarrollos y plataformas activas.  como Galicia eBooks